Los juicios de faltas a las víctimas

No es la primera ocasión que víctimas de accidentes de tráfico sufren, además de la pérdida de su ser querido, el paso por un juicio de faltas que aumenta su dolor e indignación.

Recuerdo el que tuvo que sufrir la madre de Álvaro, un niño de 13 años que murió arrollado en un acto deportivo por un coche que no estaba en las condiciones idóneas para participar en dicho evento.

Esta madre, llena de dolor, llamó asesino al presunto culpable de la muerte de su hijo. Fue denunciada y llevada ante el juez.

Eso fue muy rápido, pero la resolución del caso de su hijo aún está pendiente de resolver después de muchos años.

El pasado día 8 de marzo se emitió la sentencia de otro juicio de Faltas (nº317/2010) del Juzgado de Instancia nº 4 de Orihuela, sobre otro padre de una víctima que murió como consecuencia de las heridas recibidas por un atropello.

Este padre, que pide justicia para su hija, fue denunciado por alteración de orden público, pero la sentencia dice que: «debo absolver y absuelvo a Antonio Ángel Pertusa Rebollo de las faltas que se le imputaban, con toda clase de pronunciamientos favorables, declarándose de oficio las costas procesales causadas»

Este padre fue acusado de alterar el orden público en el transcurso de la procesión del sagrado Corazón de Jesús de 5 de junio y en El Corpus Christi de 14 de Junio de 2009  y de proferir insultos contra los denunciantes, pero estos hechos no han quedado probados.

Pero lo que más destacaría de esta sentencia es lo que dice la magistrada y que aparece en los fundamentos de derecho y que está relacionado con la actuación de este padre, la utilización de pancartas,  expresiones insultantes, no probadas,  y la presunción de inocencia. Dice así: …»se enmarcarían o serían fruto de un cuadro de situación familiar rota por un lamentable y dramático suceso que muestra su disconformidad más o menos exaltada pero no punible penalmente…»

¡Y cómo van a callar a unos padres que pierden lo más querido en un hecho de lo más injusto!

En este caso, a pesar del trance, este padre ha salido absuelto y fortalecido pero no ocurre así en todos los casos.

Pero no solo existen juicios de faltas a padres de víctimas, hasta hace muy poco la gran mayoría de siniestros por tráfico eran considerados y tramitados como juicio de faltas y conozco una madre que perdió a su hijo más que en un accidente de tráfico, en un acto producido con un coche, y que muy probablemente será visto en un juicio de faltas, cuando el resultado de dicho acto ha sido acabar con la vida de su hijo.

Porque un coche no se ve como un arma de matar y porque las víctimas de siniestros de tráfico siguen sin verse como verdaderas víctimas.

Padre de Julia, supongo que esta victoria sigue siendo amarga por el origen. Es una fase más de las que, por desgracia, muchos padres tienen que pasar para llegar a esclarecer unos hechos que en la mayoría de los casos se consideran fortuitos, porque una vida cortada en el asfalto, para muchos, sigue siendo un hecho de fatalidad.

Mucho ánimo.

Flor Zapata Ruiz,  madre de Helena, que murió por la acción de un conductor con alcohol.

(Los datos para hacer este post han sido facilitados por los padres de Julia)

Esta entrada fue publicada en Convocatoria/Celebración, Muertes en carretera, Sentencias, Solidaridad, Víctimas. Guarda el enlace permanente.

4 respuestas a Los juicios de faltas a las víctimas

  1. Meli - madre de Guillermo dijo:

    Gracias Flor, sé que me mencionas entre líneas. REalmente es injusto todo lo que cuentas. me parece increible y super doloroso que unos padres que hemos perdido hijos de esta forma, tengamos que luchar ademas por un juicio justo, cuando esto tenía que ser super claro.
    Ya no creo en la justicia. Es todo muy triste la verdad. Ojala pase pronto, y nos olvidemos del mal trago que nos queda por venir, si es que el cuerpo aguanta.
    Un besazo Flor. y Gracias

  2. Quiero dar las gracias a este padre coraje y decirle que el 99% de las victimas del volante, no hemos tenido justicia y la injusticia te va destrozando por dentro,juntos podemos conseguir que las cosas cambien. Gracias Flor por contarnos algo de las muchisimas injusticias Españolas.

  3. Laura dijo:

    Grandes sabios ya dijeron que la justicia sin compasión no es verdadera justicia, siempre es así, pero especialmente de cara a la víctima, creo yo.

    Un beso,

  4. Isabel ( valladolid ) dijo:

    Flor, te leo y sigo pensando lo mismo, aún a costa de sonar repetitiva. La justicia no funciona bien. Parece irreal que tras sufrir la muerte de un hijo se juzgue a unos padres por cualquiera de los motivas que has dicho. Es una verguenza que ésto funcione así. Sigo creyendo que hace falta un valor muy importante que es la solidaridad con la gente. Sólo se valora lo material, no lo humano.

Responder a Charo, madre de J.Manuel Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *