Muertes en accidentes de tráfico

 Post escrito el 20 de junio de 2008 por FZ madredHelena.

(Carta publicada en la sección de Cartas de los lectores del diario Lanza Digital de la Mancha, del día 19.06.08. Yo la titulé los accidentes y las carreteras, pero eso no importa)  

Muertes en accidente de tráfico

FLOR ZAPATA RUIZ |
Desde hace 3 años, intento paliar mi dolor a través de la escritura.
Perdí a mi única hija en un mal llamado accidente de coche. Un conductor bajo los efectos del alcohol, golpeó el coche de mi hija haciéndole volar. Murió en el acto.
Parece que estas cosas sólo les pasan a los demás, nunca a nosotros.
Como le decía, desde entonces intento concienciar a esta sociedad sobre los peligros de la carretera y en especial a los jóvenes. Primero lo hacía a través de “cartas al director” en los distintos periódicos. Mi primer escrito “Carta abierta a los jóvenes” fue publicada por muchos. En ella pedía a los jóvenes prudencia a la hora de conducir y rebelarse contra esta lacra que estaba acabando con ellos.
Ahora lo hago a través de un blog que se llama ¡Quiero Conducir, Quiero Vivir!
El pasado fin de semana, me impactaba de forma especial el accidente de Villarrubia de los Ojos, en el que perdieron la vida 4 personas.
Me impactó porque yo soy hija de esas tierras de Ciudad Real y porque, tan sólo 2 semanas antes, había pasado por ese lugar.
Igual que intento con mis escritos que los conductores sean responsables para evitar los accidentes, también quiero ser un revulsivo para las autoridades que tienen que cuidar de nuestra salud y algunas carreteras son las más adecuadas para perderla.
De esta forma y a través de su diario, me gustaría pedir a las autoridades de Castilla la Mancha ponga más interés en mejorar su red de carreteras, implicándose ellos mismos o reclamando a quien corresponda.
Si la N-420 se ha desdoblando ya en varios tramos ¿Por qué no lo hacen en otros que siguen siendo peligrosos? ¿Por qué mantienen un firme parcheado y en mal estado en otros muchos tramos y con gran cantidad de curvas o cambios de rasantes?
Es cierto que los conductores somos responsables de la velocidad, el alcohol y los fallos personales, pero nuestras instituciones son los responsables de que las infraestructuras no colaboren a hacer mayores los errores humanos.
Mi solidaridad con las familias afectadas que, desde ahora, pasan a ser víctimas de esta locura. Vuestro dolor es también el mío, porque, antes, ya fui yo.

Acerca de Flor Zapata Ruiz

Ahora soy una madre sin hijos. Mi única hija murió por un conductor con alcohol en abril de 2005. Desde entonces escribo para concienciar, especialmente a los jóvenes, sobre los peligros de una conducción no responsable.
Esta entrada fue publicada en Antiguos escritos, Cartas al director, Muertes en carretera, Sentimientos, Solidaridad y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *